17 agosto 2022

Entrevista a CELTAS CORTOS presentando ‘Introversiones’.

El simpar Jesús Cifuentes «Cifu», guitarrista y vocalista de Celtas Cortos, charló con nosotros para hablarnos y presentarnos su nuevo trabajo discográfico, el álbum de covers «Introversiones». Esto fue lo que nos contó…

¿Cómo surgió la idea de hacer un disco de versiones como «Introversiones»?

Bueno, fue en una reunión de las que solemos tener y fue de una forma un tanto imprevista. Se valoró como un ejercicio de memoria histórica musical. De rescatar temas y contarle a la gente un poco los manantiales de los que hemos bebido y los que nos han ido formando como personas. Un poco airear con una revisión y un aire renovado una serie de canciones que a nosotros nos atravesaron en algún momento el corazón.

La pregunta del millón. ¿Qué temas se han quedado fuera?

El listado sería interminable. A cualquier persona que tenga que hacer este tipo de recopilación de su memoria histórica le pasaría lo mismo. Un CD es una estantería donde caben un numero determinado de libros, no infinitos. Pero bueno, la foto de familia ha quedado bastante completa. Pero hemos dejado fuera muchas cosas como Pata Negra, algunas cosas del Folklore castellano, Kortatu, Mano Negra… no sé, el listado sería bastante amplio.

Incluso al retrasarse un poco la grabación del disco quitasteis y pusisteis temas en el último momento, ¿no?

Sí. Hubo un poco de baile al final, porque cuando probábamos los temas, había cosas que salían mejor que otras. De Pata Negra intentamos hacer un tema que se llama «Camarón» que tenía partes bluseras y de Rythm&Blues, pero luego lo del Flamenco no nos terminaba de salir y ahí nos íbamos tropezando. Hay determinados territorios en los que mejor no zambullirse.

Escuchando un poco el disco, y pensando en vuestra carrera, desde luego me faltaba Kortatu…

Sí, es una influencia obvia, pero también es cierto que queríamos rescatar cosas que tampoco fueran demasiado obvias.

¿Os entró un poco el mono de las versiones a raíz de los covers que hicisteis para los homenajes a Miguel Ríos y a Leño hace poco?

No el mono, pero sí que ahí cogimos carrerilla. Fue algo que facilitó el planteamiento y de ahí es de donde vino la idea, sí. Realmente estábamos preparando un nuevo disco de estudio, que seguimos teniendo en mente y que grabaremos seguramente hacia el verano, o después del verano que viene, pero de repente se nos cruzó en el camino esta idea que nos pareció interesante y aquí estamos.

Todos los temas seguro que son especiales por algo, pero ¿hay alguna que te toque especialmente la fibra?

Esa es una pregunta recurrente y difícil y la verdad es que todas ocupan un espacio importante, pero si me tengo que decidir por una la que está de single, «El Blues Del Pescador», la versión del «Fisherman’s Blues» de The Waterboys, que quizás recoge muy bien todos los ingredientes que nosotros hemos ido utilizando siempre para cocinar nuestros platos.

Si que hay mucha mezcolanza, con temas instrumentales, temas cantados en castellano pero también en inglés, en euskera… yo creo que representa a la perfección la mezcolanza y la multiculturalidad de Celtas Cortos…

Sí. Nosotros cuando éramos adolescentes vivimos una auténtica convulsión musical, y eso es lo que nos definió cuando nos decidimos a hacer música. Y luego hemos ido creciendo con muchos y variados manantiales, y eso es lo que hay aquí, sí.

En esta nueva etapa de la banda, que inauguraron los temas nuevos incluidos en el recopilatorio «20 Soplando Versos», con un excelente trabajo de estudio como fue «40 De Abril», y ahora con este fenomenal disco de versiones, creo que la banda está en un momento muy dulce. ¿Cómo lo veis vosotros?

Sí. La verdad es que nos sentimos bastante privilegiados. Con nuestra curiosa idiosincrasia, un grupo de provincias, bastante diverso, transgresivo, que no está fundamentado en la guapura del cantante… pues llegar hasta aquí con todos esos avatares, pues sí, nos hace sentir bien y desde luego 25 años después somos unos corredores de fondo, sudados, pero aquí estamos. Y no llegaremos los primeros, pero poder seguir dándole vueltas a la vida está muy bien.

Como banda se os percibe muy a gusto, tanto en vivo como en disco, pero ¿seguís teniendo inquietudes de otros proyectos en solitario?

Sí, eso sigue ahí. Detrás de la cara más conocida y más pública, hay muchas cosas que te fluyen por dentro. Forma parte de la idiosincrasia de la banda. Seguimos teniendo universos paralelos, que siguen fluyendo y que ahí están. Son la cara B de nuestra vida y en cualquier momento tendrán también una portada.

¿Cómo veis la industria musical en la actualidad?

Ha cambiado, pero de eso tiene la culpa cómo lo tratan los medios, o cómo lo fagocitan todo Internet, pero si un disco llega a las manos de alguien que sabe disfrutarlo, el disco se disfrutará. Todo lo marcan las leyes del mercado y desde luego contra eso es complicado luchar. Todo ha cambiado mucho y en el fondo hay que seguir confiando en que la gente es inteligente. De todos modos si esto llega a reventar, pues habrá que confiar en que de ahí se revolucione un poco todo y salga algo bueno.

Vosotros de todos modos, desde el «20 Soplando Versos» no habéis parado de tocar en ningún momento, ¿por qué?

Pues la verdad es que sí, según lo cuentas me siento cansado, pero aun así no está en el plan. Estamos a gusto, nos sentimos bien y tocamos, creamos nuevos temas, grabamos… no hacemos siempre lo mismo y eso hace que lo llevemos muy bien. En el fondo somos obreros de la música y no podemos pararnos. Sí que es cierto que hay momentos en los que nos cuenta resolver los nudos, pero al final tiraremos para adelante y sacaremos tiempo para todo.

¿Qué tal el bolo de Londres?

Lo de Londres estuvo muy bien, pero bueno, todos los españoles que estudian o trabajan allí. Estábamos en medio de los mundiales y se montó una gorda. Mucho calor y mucho espíritu. Por Francia también estamos trabajando un montón, haciendo lo que se puede.

¿Y vais a ir también a México, a Guadalajara a tocar en La Feria Del Libro de allí?

Sí, vamos a ir y aprovecharemos para disfrutar de la lengua castellana y reivindicaremos a nuestro paisano Miguel Delibes desde nuestro escenario.

¿Pero por Sudamérica sí que lleváis bastante tiempo sin girar?

Es que no hay tiempo para todo. Eso está en stand-by porque no damos para más. Y claro, es más fácil trabajar en el entorno más cercano. Pero bueno, intentaremos racionalizar todo y llegar a todo lo que hay pendiente.

Pues muchas gracias y si queréis añadir algo más…

Pues que aquí está nuestra memoria histórica, y que si les apetece escucharlo descubrirán de donde viene todo la historia de Celtas Cortos.

IVÁN ORTEGA

Relacionados

spot_img
spot_img

Últimas Noticias